Progreso de lectura:

Empresa

Servicios

Taller

Configurador

Ventas

Blog

Contacto

Taller oficial Nissan

Glosario técnico

¿Qué contamina más? ¿Diésel o gasolina?

2 junio 2022

La respuesta a la pregunta qué contamina más, diésel o gasolina, tradicionalmente ha sido muy categórica: el diésel, sin lugar a dudas.

Ahora bien, lo cierto es que todos los motores de combustión expulsan sustancias nocivas como dióxido de carbono, un gas implicado en el cambio climático y el calentamiento global. Otros gases resultantes, como los óxidos de nitrógeno, tienen efectos perniciosos en la salud.

Por otro lado, los motores de combustión, especialmente los diésel, han evolucionado mucho en los últimos años para reducir el consumo y las emisiones. Y también las normativas europeas con respecto a las emisiones se han ido adaptando a esta problemática.

Por todo ello, se hace necesario que nos volvamos a hacer la pregunta ¿qué contamina más, diésel o gasolina? En base a los datos más actuales, veremos que en realidad cada tipo de motor contamina de un modo diferente.

¿Qué contamina más: Diésel o gasolina? El caso del CO2

El dióxido de carbono es un gas de efecto invernadero que se acumula en la atmósfera, la biosfera, los océanos y mares y la capa superficial sólida de la Tierra. Su presencia en todos estos ambientas se ha disparado en los últimos 30 años como consecuencia de la actividad humana.

El efecto de estas emisiones se ramifica en una amplia gama sectores, siendo los más alarmantes:

  • Problemas de abastecimiento por el colapso de las cosechas.
  • Disminución del agua potable.
  • Subidas del nivel del mar.
  • Extinción de especies y la desaparición de ecosistemas enteros, como los arrecifes de coral.
  • El aumento de sequías, huracanes o tifones.

La principal fuente de CO2 son los combustibles fósiles, y el sector del trasporte contribuye a aumentar esta contaminación en un 28%. Este porcentaje es superior al que se atribuye a la industria (26%), a generación de electricidad (23%), a los edificios (13%) y a la agricultura (12%).

La introducción de nuevas tecnologías ha logrado que el coche de diésel emita menos gramos de CO2 por kilómetro recorrido

Esta afirmación, por supuesto, se refiere a la comparación entre un diésel y un gasolina con prestaciones similares.

Además, para hacer esta estimación se tiene en cuenta que los diésel consumen menos combustible. ¿En qué se traduce esto? A mayor consumo de combustible, mayor contaminación. En este sentido, las emisiones derivadas de la combustión del gasóleo se ven compensadas por ser más eficientes.

diesel gasolina electro auto cangas

El caso de los óxidos de nitrógeno (NOx)

El dióxido de carbono seguramente sea el gas contaminante más conocido por su contribución al calentamiento global. Pero no es ni mucho menos la única sustancia nociva que generan los motores de combustión. Para seguir respondiendo qué contamina más, diésel o gasolina, debemos detenernos en las emisiones de NOx.

Los óxidos de nitrógeno son un grupo de gases entre los que se encuentran el óxido nítrico y el dióxido de nitrógeno. Se consideran subproductos asociados a las combustiones llevadas a cabo a altas temperaturas. Tanto pueden generarse en una erupción volcánica como en un en un motor de combustión.

Los NOx son partículas que afectan a la salud de quienes los respiran. Cuando se introducen en nuestro organismo son capaces de provocar:

  • Problemas respiratorios.
  • Trastornos oculares.
  • Enfermedades cardiovasculares.
  • Dolores de cabeza.
  • E incluso tumores cancerígenos.

Se estima que los vehículos diésel liberan 4 veces más de óxidos de nitrógeno que la gasolina, con su correspondiente empeoramiento de la calidad del aire. Y esto ha sido así hasta el 2014. En ese año, la nueva normativa europea obligó a los diésel a incorporar dispositivos de reducción de emisiones de NOx.

Una de estas mejoras es el conocido aditivo AdBlue. El AdBlue tiene como función descomponer los NOx en gases más inocuos como el nitrógeno y el vapor de agua.

Gracias a estos avances, se considera que los diésel se equipararon en emisiones a los de gasolina

Incluso algunos estudios indican que en algunos casos los motores de gasolina emiten una mayor cantidad de estas partículas que los diésel.

contaminacion diesel gasolina

¿Qué contamina más? ¿Diésel o gasolina? Otras sustancias nocivas

Dióxido de carbono y óxidos de nitrógeno se llevan especial atención por su mayor impacto en la atmósfera y las personas. Pero eso no quiere decir que sean los únicos contaminantes generados en los motores de combustión.

Vamos a ver a continuación cuáles son esas otras emisiones nocivas. Comprobaremos que, como dijimos al principio, las respuesta a qué contamina más, diésel o gasolina, es que cada tipo de motor contamina de un modo diferente.

  • Monóxido de carbono y anhídrido carbónico son dos gases que pueden producir envenenamiento en concentraciones excesivas. Se generan habitualmente en calderas o braseros con mala combustión, y más en motores de gasolina que de diésel.
  • Los motores diésel producen más benzopirenos que los gasolina. Son muy cancerígenos, y en las ciudades sobrecontaminadas suelen acumularse en nubes tóxicas.
  • La conocida como lluvia ácida es un fenómeno ampliamente tóxico que se compone principalmente de óxidos de azufre. Estas acumulaciones sulfurosas se asocian más a motores gasolina que diésel.

¿Hacia la desaparición del diésel?

Como decíamos al principio de este artículo, siempre se ha asumido que un motor diésel conlleva una mayor toxicidad que uno de gasolina. Prueba de ello es que cada vez más ciudades están vetando el acceso a los vehículos diésel para reducir la contaminación de sus cielos. La premisa es que a menos automóviles diésel circulando, mayor la calidad del aire.

Esta creciente impopularidad ha llevado a algunos expertos a pronosticar que los motores diésel desaparecerán en unos 10 años. ¿Será realmente así?

Como hemos visto a lo largo de este artículo, la respuesta a qué contamina más, diésel o gasolina, se ha vuelto mucho más compleja en la actualidad. Esto nos lleva a repetir la misma idea que decíamos más arriba: cada tipo de motor contamina de un modo distinto.

La combustión no es la única fuente de contaminación

Además, la contaminación generada por los coches no solo proviene de la combustión. Los desgastes de otros elementos, como frenos, embragues y neumáticos también son responsables de cierto grado de partículas en suspensión atribuibles al tráfico. Pero como es obvio, este aspecto es común tanto a los vehículos diésel como gasolina.

Volviendo a los motores diésel, siguiendo distintos criterios podemos afirmar que contaminan un 90% menos que hace 15 años. De hecho, ya los motores diésel construidos después de los años 90 son significativamente menos contaminantes.

Sin embargo, continúan denostados aunque injustamente. Quizá terminen desapareciendo, pero esta tendencia puede cambiar si alguna de las iniciativas que apuestan por fabricar motores diésel menos contaminantes tiene éxito.

Podría ser el caso del Proyecto Dieper, que trabaja en el desarrollo de un propulsor de gasóleo de bajo consumo con una posible reducción aún mayor de las emisiones nocivas.

Post relacionados